Como medida preventiva la Superintendencia Mina Rajo Chuquicamata inició jornada laboral 7×7

0
1579

Siga aquí el Fanpage del diario digital En La Línea

En línea con un reforzamiento de las medidas preventivas que buscan resguardar la salud de sus trabajadoras y trabajadores ante la emergencia por COVID-19, Codelco Chuquicamata puso en marcha la jornada de trabajo excepcional 7×7 en la Superintendencia Mina Rajo.

Se trata de una instancia que marca un nuevo hito dentro de la transformación al interior de la gerencia Mina, que fue aprobada, como una jornada permanente, en abril pasado por quienes integran el área y que además es valorada positivamente como medida preventiva, al reducir cantidades de traslado y posibilidad de aglomeraciones.

Al respecto, Karina Leiva, chofer de extracción, comentó que “la jornada de 7×7 es buena en cuanto al proceso que estamos pasando hoy por el tema de la pandemia. Son siete días efectivos que vamos a estar encerrados en casa para cuidarnos y después ir a trabajar los otros siete días. Esto va orientado a una mayor productividad, por el hecho de que van a ser 12 horas efectivas de trabajo con una hora de colación y un relevo efectivo de manilla a manilla, así es que por lo tanto, la mina va a ser un poco más dinámica”.

Implementación

La puesta en marcha  se concretó sin dificultad y con expectativas de mejorar la calidad de vida de los trabajadores y con ello alcanzar las metas operacionales y de producción de la división.

En este sentido, Aldo Segovia, superintendente mina Chuquicamata, detalló que “esto es un cambio histórico, por mucho tiempo esta fue una aspiración, porque para el trabajador implica una mejora en la calidad de vida. En materia de producción, nos ayuda a mejorar y gestionar de mejor manera todos los activos de la división ya que permite alcanzar nuestros índices operacionales”.

Para lograr este cambio se desarrolló un trabajo conjunto entre la administración, gerencia Mina, gerencia de Recursos Humanos y la gerencia de Mantenimiento, Servicios y Suministros. Con lo que se logró efectivamente cambiar recorridos, solicitar las respectivas autorizaciones a la autoridad y preparar un casino, lo que tras arduo trabajo permitió tener el primer cambio de turno sin mayores inconvenientes.

“Fue ágil, los trabajadores colaboraron, estuvieron en los tiempos que se solicitó y nos informaron cuando hubo un inconveniente que fue muy menor. De esta manera, se logró que el primer cambio de turno se hiciera como correspondía y todo es aprendizaje para hacer las mejoras”, concluyó Segovia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here