Autoridades regionales y locales conocieron estrategia hídrica para asegurar abastecimiento a la población

0
278

Siga aquí el Fanpage del diario digital En La Línea

Aprovechando el paso a Fase 2 de la comuna de Antofagasta, diversas autoridades regionales, así como el alcalde Ignacio Pozo y una comitiva municipal, visitaron la Planta Desaladora Norte (PDN) de la empresa sanitaria, con el fin de conocer la estrategia de aseguramiento hídrico de Aguas Antofagasta Grupo EPM, en el actual contexto de pandemia, que tiene como protagonista el uso de agua potable en la prevención de contagios.

Asimismo, considerando la mega sequía que afecta a gran parte de la zona centro norte del país, la visita de las autoridades tuvo como objetivo conocer el funcionamiento de esta infraestructura y el potencial de abastecimiento futuro.

Ubicada en el sector La Chimba, la planta desaladora cubre las actuales necesidades de abastecimiento del 85% de la demanda de la comuna de Antofagasta y el 100% de Mejillones.

En una primera visita de integrantes del gabinete regional, encabezada por el intendente Edgar Blanco, los SEREMI de Medio Ambiente, Obras Públicas, Bienes Nacionales, Vivienda, Trabajo y Desarrollo Social, además de los directores de la DIPLAR y Obras Portuarias conocieron la importancia de la desalación en la zona, caracterizada por su emplazamiento en medio del desierto más árido del mundo.

En tanto, en otra visita, el alcalde de Antofagasta, Ignacio Pozo visitó las instalaciones con el fin de ver en terreno el proceso productivo y la importancia de la desalación en nuestra ciudad.

“Nuestro interés es dar sustentabilidad al suministro de agua potable para la comunidad, cubriendo la demanda actual y al mismo tiempo asegurando el abastecimiento a las próximas generaciones. Creemos que esa misión la podemos cubrir adecuadamente con esta tecnología, en la que somos pioneros en la industria sanitaria nacional, con casi dos décadas de experiencia”, expresó el Gerente General de la sanitaria, Carlos Mendez.

Intendente

Tras su paso por la planta, el intendente recordó que existe una real preocupación por “cómo vamos a enfrentar los próximos años, debido a la crisis hídrica del país y la necesidad de ir buscando nuevas fuentes de abastecimiento de agua potable para la población de la región. Antofagasta hoy se abastece en un 80% por agua desalada, sin embargo se está buscando a través de la concesionaria (Aguas Antofagasta) el poder ampliar esa cobertura al 100% y de esta forma lograr que la capital regional pueda tener abastecimiento tanto de agua de mar, como de cordillera como respaldo. Es parte de la estrategia que se está llevando adelante y entendemos que la empresa está desarrollando el proyecto para poder ampliar esta planta desaladora, por lo que espero que podamos tener la colaboración de todos los sectores para que este proyecto tras su análisis ambiental pueda ver la luz pronto y de esa forma poder tener este doble abastecimiento de agua potable para la ciudad”, expresó la primera autoridad regional.

Alcalde

Por su parte, el alcalde de Antofagasta, Juan Ignacio Pozo, tras su paso por estas instalaciones calificó la visita como interesante y expresó su satisfacción por conocer el proceso de desalación “vemos que no hay un acto contaminante las especies marinas sobreviven a la salmuera que se vierte al mar. El tratamiento es bastante interesante y por eso hago un llamado a Aguas Antofagasta a difundir más este proceso, porque a veces se desconoce y por eso hay críticas”, expresó el edil. En tanto, en relación a la escasez hídrica y la forma en que la tecnología de desalación aborda este problema, el alcalde recordó que la planta actualmente cubre el 80% de la comuna de Antofagasta y el 100% de Mejillones. “Además están por inaugurar una nueva planta en Tocopilla con esta tecnología, por lo que vemos que están mejorando los procesos para eliminar la sal y los residuos que genera. Todo a partir de contar con los profesionales adecuados para que finalmente el agua llegue a todos los hogares”, expresó Juan Ignacio Pozo.

Aporte a la reactivación económica

En relación a la estrategia hídrica para los próximos años, la empresa sanitaria espera iniciar prontamente el proyecto de Fase 2 de la actual desaladora de Antofagasta, para llegar al 100% de abastecimiento vía desalación en la capital regional. “Estamos en la etapa de obtención de los permiso respectivos y esperamos iniciar obras los primeros meses del próximo año, lo que será un aporte a la reactivación económica regional post pandemia, pues se requerirá la contratación de mano de obra a lo menos por un año, además de una serie de servicios de contratistas asociados al proyecto, cuya inversión superará los 80 millones de dólares”, explicó Méndez, quien recordó que la tecnología de desalación de agua de mar, representa la mejor alternativa de aseguramiento hídrico regional”, explicó Mendez.

Tocopilla

En efecto, la empresa sigue avanzando en el uso de esta tecnología para abastecer de agua potable a las comunas que atiende, completando recientemente la construcción de la Planta Desaladora Tocopilla, para cubrir el 100% de la demanda del puerto salitrero, con lo que convierte a esa comuna en la primera ciudad de Sudamérica, sobre 20 mil habitantes, en ser abastecida completamente con esta tecnología sustentable y de paso contar con respaldo cordillerano en caso de emergencias climáticas o naturales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here