Exitosa reproducción de las últimas ranas de El Loa

0
266

Siga aquí el Fanpage del diario digital En La Línea

Un esperanzador anuncio entregó el ministro de Vivienda y Urbanismo, Felipe Ward, quien dio a conocer el nacimiento de cerca de 200 crías de rana del Loa, especie en extinción y cuyos últimos 14 ejemplares fueron trasladados en 2019 hasta el Centro de Reproducción de Anfibios Nativos del Zoológico Nacional, en el Parque Metropolitano de Santiago, para así evitar su desaparición.

Se trata de vertebrados únicos en el mundo que habitaban en un arroyo del sector Las Vertientes en Calama, región de Antofagasta, el que se secó completamente por intervención humana.

Respecto a ello, el ministro Ward valoró el trabajo de preservación y señaló que «hoy tenemos una gran noticia para el ecosistema mundial. En el Centro de Conservación de nuestro Zoológico Nacional nacieron cerca de 200 crías de ranas del Loa, especie endémica de nuestro país que, por culpa de la acción humana, lamentablemente, hoy se encuentran en peligro de extinción. Por eso, nuestros esfuerzos están centrados en preservar la fauna silvestre de nuestro país».

Al respecto, Martín Andrade, director de Parquemet, afirmó «estamos muy felices, ya hemos logrado dos de nuestros 3 objetivos. El primero de ellos era la supervivencia de las ranas que llegaron desde Calama en una operación de rescate, el segundo objetivo y que estamos anunciando hoy día era la reproducción de estos animales y el tercer objetivo que tomará más tiempo es la reinserción de esta especie en su hábitat natural».

Para la directora del Zoológico Nacional, Alejandra Montalba, «esto no habría sido posible si no hubiese sido por el trabajo incansable de los trabajadores del Zoológico Nacional que tuvieron que incluso replicar las condiciones exactas del agua que hay en el norte de nuestro país para poder mantenerlas con vida».

Según Gabriel Lobos, investigador asociado al Museo de Historia Natural de Calama, «creo que ahora el desafío es respecto al hábitat de la rana, ya que necesitaremos restaurar el lugar donde estas especies habitan para poder llevar a otras ranitas a sus tierras de origen. Sin duda que es una muy buena noticia».

Por su parte, Andrés Charrier, de la Red Chilena de Herpetología, indicó que «la verdad es que cuando nosotros trajimos estos animales al zoológico, yo ni siquiera sabía si iban a lograr sobrevivir al traslado desde Calama en el avión hasta Santiago, y hoy día tenemos grandes esperanzas de que estos animalitos puedan reproducirse. Hay un grupo importante de científicos, toda la gente del Zoológico Nacional y me parece que estamos haciendo historia hoy día».

La rana del Loa está clasificada como en Peligro Crítico y es uno de los vertebrados con mayor riesgo de extinción en Chile. Por ello, se realizó un delicado trabajo de recuperación de la especie mediante su reproducción bajo cuidado humano.

Rescate urgente y sin Precedentes

A fines de junio de 2019, un equipo de conservacionistas, funcionarios gubernamentales y líderes indígenas descubrieron que el hábitat de la rana del Loa, en las afueras de la ciudad de Calama, ubicada en medio del desierto de Atacama, se había secado. Las razones están siendo investigadas por el Ministerio de Medio Ambiente. Todas las ranas habían sido empujadas a un pequeño charco de agua fangosa. El equipo recolectó a los últimos individuos y los llevó al Zoológico Nacional de Chile para comenzar un programa de reproducción de conservación.

Los primeros días de agosto de 2019 se realizó una misión de rescate rápida y sin precedentes en Chile, un equipo de conservacionistas y funcionarios gubernamentales del Parque Metropolitano de Santiago de Chile, rescataron las últimas ranas del Loa (Telmatobius dankoi) del mundo. La operación se realizó justo antes de que su hábitat se seque casi por completo, dejando a las ranas desnutridas. Esta es una especie considerada en peligro crítico por la Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICNTM, y se encuentra en solo un arroyo en Chile.

Como parte de la misión de rescate, los animales fueron reubicados en el Zoológico Nacional de Chile, donde los especialistas del Zoo los ayudaron a recuperar la salud y generaron una Red de expertos en ranas acuáticas de todo el mundo para obtener consejos sobre cómo cuidarlos mejor. Durante los primeros meses la labor del Zoológico se concentró en el estado físico de las ranas, donde progresivamente fue mejorando su estado de salud. Llegaron en unas condiciones lamentables debido a que su hábitat natural se había secado, por lo que la primera misión era recuperarlas y que alcanzaran su condición física ideal.

Hay al menos 63 especies conocidas de ranas acuáticas, o especies de Telmatobius, que se encuentran desde Ecuador hasta Chile, incluidos Perú, Bolivia y Argentina. Muchas de estas especies, como la rana de agua Loa, son microendémicas, lo que significa que viven en un solo lugar pequeño. Son ranas semiacuáticas o totalmente acuáticas, lo que las hace muy sensibles a cualquier cambio en su entorno. La destrucción del hábitat, la contaminación, las enfermedades y la trucha invasiva se encuentran entre las mayores amenazas que enfrentan. Cerca de 10 especies de ranas acuáticas viven en Chile, y muchas de ellas probablemente enfrentan las mismas amenazas que la rana del Loa.

Global Wildlife Conservation y el Parque Metropolitano de Santiago están pidiendo a las personas de todo el mundo que corran la voz acerca de las ranas del Loa utilizando los hashtags #SaveTheLoaFrog y #SalvemosLasRanitasDelLoa para mostrar su apoyo internacional a las ranas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here