Calama: Carrete con Cristo sigue ayudando a personas en situación de calle en tiempos de pandemia

0
987

Siga aquí el Fanpage del diario digital En La Línea

La agrupación Carrete con Cristo Calama no detiene su labor solidaria entregando almuerzos a la gente en situación de calle. Pese a la pandemia, también siguen ayudando a quienes se encuentran en una situación de vulnerabilidad o sin poder alimentarse.

Su coordinador, Luis Lecaros confirmó que están atendiendo de forma normal, «llevándole alimentos, todos en servicios desechables, y plástico para que ellos puedan almorzar tranquilamente, en algún punto que ellos estimen conveniente”.

Agregó que también están atendiendo a familias que están sin trabajo y mamas solteras que están con sus hijos. «No pueden trabajar y recibir ingresos, entonces los estamos apoyando con una caja básica de alimentos. También ayudamos a unos abuelitos que están solos, se les lleva almuerzo, los ayudamos con el tema del aseo y se les da mercadería para cubrir una de sus necesidades”, agregó.

Producto de la pandemia y las distintas crisis que está dejando, comentó que hubo un aumento en la cantidad de personas que reciben la ayuda. “En un año normal, atendíamos entre 15 y 25 familias, sin embargo a partir de abril ya son entre 70 u 80 familias, que mensualmente les ayudamos con una canasta básica. Gracias a Dios no nos quedamos atrás, sigue llegando ayuda de personas muy generosas, de buen corazón, que creen en nuestra labor y así hemos podido ir atendiendo a estas familias”, destacó.

Por otro lado, mencionó que si bien están cocinando en la parroquia, están entregando la ayuda en los domicilios de los beneficiarios. “En estos momentos tenemos 27 familias que le llevamos el almuerzo a sus casas, así también vamos a los puntos de Calama donde están nuestros amigos en situación de calle. De igual forma los muchachos en situación calle vienen acá porque necesitan ese almuerzo, pero nosotros hacemos un circuito para llevar los almuerzos a domicilio”, precisó.

En cuanto a la ayuda que reciben dijo que “gracias a Dios, tenemos la ayuda del Padre Patricio Cortés y algunos colegios también. Si bien no están en clases tenemos personas que hacen campaña entre sus amistades y así nos hacen llegar las donaciones, familias y amigos de buen corazón. Nos traen las cosas o nos llaman y nosotros vamos a buscar la mercadería, la verdura o los útiles de aseo. Ya que mucha gente no puede salir a comprar, nos entrega un aporte económico para que nosotros podamos ir, ya que tenemos la autorización por parte de la Gobernación y Municipalidad”.

Finalmente, producto del distanciamiento social, comentó que se vieron en la obligación de crear equipos de trabajo para seguir con el voluntariado. “Por día, los grupos son de seis a siete voluntarios; cinco se preocupan de cocinar y dos salen a repartir en el circuito que tenemos para llevar los alimentos. Estamos tratando de cumplir con todas las exigencias sanitarias para evitar cualquier contagio”, cerró.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here